Kiabi quiere abrir 35 megatiendas en España antes de 2021

Según explica el portal especializado Modaes.es, la empresa gala Kiabi cuenta actualmente en España con medio centenar de establecimientos, y acaba de abrir su primera megatienda en una ubicación prime: el barcelonés Paseo de Gracia. Desde este mes, la filial está pilotada por un nuevo director general, José Luis Carceller, que se ha marcado unas metas ambiciosas: alcanzar las 90 tiendas en territorio nacional, para duplicar su volumen de ventas –y alcanzar los 370 millones de euros– antes de 2021.
Kiabi es uno de los mayores grupos de distribución de moda de Francia, con más de 352 tiendas en todo el mundo. La compañía forma parte del grupo Mulliez, que controla otros grupos de distribución como Alcampo, Decathlon o Leroy Merlin.

Según informa Modaes.es, los ejes de esta nueva etapa de Kiabi en España son: más moda, un nuevo director general y ejes prime. La apertura de Kiabi en Paseo de Gracia marca el inicio de una nueva etapa del grupo francés de distribución de moda en el país. En los próximos cinco años, Kiabi se ha marcado el objetivo de poner en marcha al menos 35 nuevas tiendas en el país para duplicar su facturación hasta 2021, según ha explicado José Luis Carceller, director general del mercado español, a Modaes.es.

Carceller se puso al frente de la filial hace dos semanas, sustituyendo en el cargo a César de Vicente, quien fue ascendido a responsable de desarrollo internacional de la compañía después de una década pilotando el mercado español.

Nuevo impulso

“Llevamos cinco años creciendo casi a doble dígito en España y estamos en un buen momento en el país”, asegura Carceller. De cumplirse el objetivo a medio plazo, el grupo alcanzaría los 370 millones de euros en el país en cinco años.

Kiabi impulsó su expansión en España apoyándose en los centros comerciales, pero nunca hasta ahora había abierto en una ubicación como Paseo de Gracia. La marca gala quiere equilibrar el peso de las tiendas de parques comerciales y del centro de las ciudades en su facturación.

“Tenemos que estar donde nos busque el cliente; no podemos perdernos ese pedazo del pastel”, asegura Carceller. En los próximos años, el objetivo del grupo es tratar de compensar el peso que tienen las tiendas de los parques de medianas con los que tendrán las futuras tiendas a pie de calle. “Queremos abrir en todas las grandes ciudades de España, pero por ahora no hay nada cerrado”, apunta el ejecutivo.

Camino del centenar de tiendas

Actualmente, la compañía opera con 52 tiendas en el mercado español y prevé poner en marcha otras 35 en los próximos cinco años, con lo que rozará los 90 establecimientos en el país.

Siguiendo la misma estrategia de estar allí donde esté el cliente, Kiabi también está reforzando el área digital y, en particular, está llevando a cabo nuevas medidas para lograr acortar los plazos de entrega del comercio electrónico.

La empresa pondrá en marcha hasta 35 tiendas en España en los próximos cinco años. En esta línea, la empresa ultima la puesta en marcha de una nueva planta logística en Tarragona, de 55.000 metros cuadrados de superficie, que abrirá a finales de este año. El objetivo es que inicialmente sirva a la plataforma de ecommerce española, pero que progresivamente vaya sumando nuevos mercados hasta ejercer para todo el sur de Europa.

Los dos movimientos se enmarcan en un cambio de estrategia a escala global, que pasa por reforzar su enfoque en moda. Más allá de las tiendas, esta transformación está afectando también al producto y a la cadena de suministro, que se ha ganado en proximidad para ganar velocidad en el aprovisionamiento.

Kiabi desembarcó en España en 1993 con la apertura de una tienda en el centro comecial Bonaire de Valencia. En 2015, la empresa registró una cifra de negocio en España de 185 millones de euros, un 8% más que en el mismo periodo del año anterior. La empresa también ha duplicado su resultado neto en el último año.

El objetivo para este ejercicio pasaba por facturar 220 millones de euros, casi un 20% más. Para lo que queda de año, el grupo tiene previstas dos nuevas aperturas en dos centros comerciales de Sevilla y Gran Canaria. La empresa emplea a 1.300 personas en el mercado español, el segundo de mayor importancia para la empresa por detrás del francés.

Deja un comentario