La franquicia Martín Martín cerró 2016 con 26,1 millones de euros en ventas


La cadena aragonesa de tiendas de aperitivos Martín Martín ha cerrado el ejercicio 2016 con una facturación de 26,1 millones de euros, lo que supone un incremento del 7,8 por ciento sobre el ejercicio anterior, en línea con sus previsiones al inicio del año. Así lo recoge la agencia de noticias EuropaPress.
La cadena dispone de 85 establecimientos, 69 propios y 16 gestionados en régimen de franquicia, y tiene presencia en siete comunidades autónomas: Aragón, Castilla y León, Castilla la Mancha, Catalunya, Euskadi, Madrid y Navarra.

La compañía aragonesa invirtió en 2016 algo más de 700.000 euros en la apertura de nuevos establecimientos –en Utebo, Miraflores, Lagasca y Cuarta Avenida en Zaragoza, así como uno en Huesca y otro en Vitoria– y en la reforma y mejora de la red ya existente.

Respecto al empleo, Martín Martín ha incorporado en este ejercicio 48 trabajadores, alcanzando una plantilla total de 506 empleados, de los que el 85 por ciento son fijos, con una media de edad de 34 años y en un 96 por ciento mujeres.

Tienda ‘piloto’

En su tienda escuela situada en el zaragozano barrio de Valdefierro, abierta en 2013, Martín Martín imparte formación, tanto técnica como de procedimientos, a todo su personal, a través de convenios con el Inaem y cursos propios.

La cadena ha ido evolucionando su originaria actividad de venta de encurtidos y aperitivos en general, hacia secciones de conveniencia tales como la panadería/bollería, el pick & mix, la comida y bebida lista para consumir, y servicios como prensa, recargas y venta de entradas, con establecimientos que abren más de 12 horas diarias los 365 días del año.

Zonas de degustación

En algunos de sus establecimientos se dispone de un punto de degustación para sus especialidades. Del mismo modo ha evolucionado su imagen física exterior e interior y el aspecto de sus establecimientos, haciéndolos más cómodos, agradables y accesibles tanto para clientes como para trabajadores.

Para 2017 presupuesta un cifra de negocio cercana a los 28 millones de euros, con cinco aperturas de nuevas tiendas en Aragón, el Valle del Ebro y la Comunidad de Madrid. Continuará además con la modernización de la red actual, y acometerá un cambio completo en su ERP, con inversiones totales previstas en el entorno de los 900.000 euros.

Deja un comentario